¿Nos vamos a vivir a otra ciudad?

Sigue a Ahorro diario

pueblo viveiro


Muchos jóvenes tenemos trabajos temporales, vivimos de alquiler y el mero hecho de vivir en una ciudad a otra lastra fuertemente los ingresos que tenemos.

Vivir en una gran ciudad tiene muchas ventajas y a la vez graves inconvenientes. A nivel laboral, el uso de transporte para ir a trabajar, el coste de los productos básicos es muy superior a un pueblo en la mayoría de los casos, si hablamos de vivienda mejor nos olvidamos….

¿Ventajas de la ciudad? Todas las del mundo. Suponemos que tenemos mayores dotaciones en infraestructuras como colegios, universidades, hospitales. Mayor oferta cultural y de ocio, tanto a coste cero como a precios que no son asumibles por muchos de nosotros para algunas de ellas.

En definitiva, vivir en una gran ciudad me obliga a tener unos ingresos muy superiores a los que podría tener en un pequeño pueblo para vivir. ¿Puede ser una opción cambiarnos de ciudad en estos tiempos?

Pues si vivo en un sitio caro, pago mucho dinero por un alquiler, tengo que coger el coche o transporte público para todo, quizá sea el momento de plantearse cambiar de aires. ¿Para qué quiero una nómina tan alta si no llego siquiera a final de mes?

Imaginemos que me desplazo a un pequeño pueblo, en donde encuentro un trabajo que gane menos dinero. Sí, menos dinero, pero voy a necesitar mucho menos para vivir puesto que los precios son mucho más bajos y mis gastos diarios se recortan drásticamente.

Dejar de vivir obsesionado con “no llego a fin de mes” no tiene precio. Al fin y al cabo, podemos ganar menos, si, pero a la vez podemos tener una tranquilidad mayor y mejor calidad de vida, seremos mucho más felices.

“No es más rico el que más tiene sino el que menos necesita.”

Imagen | Nuria_
En Ahorro Diario | Vivir al día es tu problema

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

18 comentarios